habitación boudoir

Historia del boudoir

Indice

Historia del Boudoir

¿Sabes de donde viene el término Boudoir?

La palabra Boudoir viene del francés y significa «tocador».

Hoy en día el término Boudoir es sobre todo conocido como un estilo de fotografía sensual e insinuante, generalmente femenina. 

La fotografía Boudoir es entendida como «fotografía de mujeres para mujeres»  Esto es porque se busca una representación de la mujer más elegante y sofisticada, a diferencia de la fotografía erótica comercial de consumo masculino, donde las mujeres son fotografiadas de forma sexualmente explicita.

En la fotografía boudoir se busca más la insinuación, la mirada, la seducción.

 

habitación boudoir

Que es el Boudoir

Vamos a conocer  exactamente: ¿cómo definiría el tocador?

Las habitaciones boudoir o «tocador» se han dado a conocer sobre todos por el uso que se daba en algunas casas como habitación secreta para juegos sexuales.

Se dice que son habitaciones donde las damas se cambiaban de ropa y podían invitar a sus amantes.

A esto contribuyo el famoso libro del Marqués de Sade «LA PHILOSOPHIE DANS LE BOUDOIR»

Aunque no es hasta principios del siglo XIX que estas habitaciones pasan a ser espacios para las cortesanas. Al parecer, las historias que se comienzan a escribir sobre el uso erótico de estos aposentos durante años terminan convirtiéndolos en un lugar poco apropiado para las Damas dejando lugar solo para alojar a las cortesanas. 

Sin embargo, el origen y uso general de las habitaciones boudoir no es tan tórrido y apasionado como nos lo han contado y no tenían ninguna función concreta, más que la del descanso de su dueño.

suite boudoir
Plano del primer piso del Hôtel d'Humières, tomado

Origen del Boudoir

El Boudoir por el que recibe el nombre la fotografía boudoir, viene del siglo XVIII.

Se refiere a habitaciones privadas en casas de nobles y personas relevantes socialmente en Francia.

Este tipo  habitaciones comienzan a aparecer en los planos a mediados de este siglo aunque es muy posible 

Estos aristócratas con alta vida social y grandes casas usaban estas habitaciones como estancias privadas donde no podía pasar todo el mundo. 

La función común era tener un espacio donde descansar y poder retirarse del espacio público en un lugar acogedor que solían decorar con sus gustos más personales. Llenando la habitación de muebles y objetos diversos sin un criterio concreto de decoración.

¿Te interesan las sesiones boudoir?
Te contamos más

También te interesará:

Abrir chat
Hola! Necesitas ayuda? 🙋